Cataclysm: Cambio de zonas

Cromi_y_Topi

Desde hoy, y hasta que dure la Beta, iré poniendo artículos sobre los cambios, pero eso sí, serán roleados. A mi, personalmente, me encanta rolear y escribir relatos cortos, por lo que prefiero hacerlo así, ya que han cambiado muchísimas cosas. En el relato de hoy, no se hablara de ninguna zona nueva, sino simplemente una conversación entre Cromi y Topi. ¡Aviso! Las faltas en las formas verbales de Cromi son intencionadas, he pensado que al estar en todos los tiempos y en ninguno a la vez, se hará un lío con que tiempo esta ahora y en que tiempo tiene que hablar.

 

Las catacumbas llamadas Cavernas del Tiempo parecen desiertas, pero si uno se fija bien, puede ver pequeños reflejos ámbar. El Vuelo Bronce, dragones dedicados a mantener el flujo de tiempo están y no están a la vez en todos los tiempos. De pronto, una figura física se acerca poco a poco al centro de la caverna. Un Tauren que parece perdido en esa zona se acerca con decisión a unos árboles congelados en el tiempo. Sus sentimientos son confrontados, por una parte no esta de acuerdo en afectar de esta forma la naturaleza, pero por otra parte, sabe que no esta mal lo que han hecho. Estos árboles iban a ser diezmados por el vuelo infinito y les han sacado del flujo del tiempo para que no sufran. ¿Volverán a su estado normal? Es algo que siempre ha querido saber, pero nunca se atreverá a preguntar.

-Tranquilo – dice una voz chillona detrás del Tauren – Se repondrán.

El Tauren sonríe con resignación. Nunca se acostumbrara a la forma que tiene el Vuelo Bronce de aparecerse de la nada. Pero esa voz, es la que le llamo a ir a esas cuevas.

-Cromi, me alegra verte en este tiempo. – De pronto, su semblante se pone serio – ¿Ha actuado el Vuelo Infinito? Me dejaste muy intranquilo cuando leí tu carta.

Una carta recibida días antes en el que se invitaba al joven druida a ir solo a las cavernas. Habría dudado, sino fuera porque reconoció la forma atemporal de escribir de Cromi. Cromi, la dragona del Vuelo Bronce que adopta forma de Gnoma cuando trata con gente que no es de su raza, es la más conocida de todos los dragones de su vuelo, ya conocía a Topi, el druida. Varias veces el Vuelo Infinito había querido romper los finos hilos del tiempo que determinaban nuestro presente y futuro, y todas las veces habían conseguido romper sus planes, aunque nunca se le había ocurrido ir solo contra esos feroces dragones. Algo raro pasaba y llenaba de curiosidad el corazón del Tauren.

-No te preocupes Topi – dijo Cromi -. El Vuelo Infinito esta extrañamente parado. Espero que Nozdormu este bien y haya conseguido enfrentarse a ellos, aunque… – los ojos de la pequeña Gnoma se pierden en el vacío. De pronto vuelve a serenarse – No pasara nada, no hubo nada de que preocuparse.

El Tauren sonríe, esa era Cromi, con sus errores temporales al hablar. Esta en todos los tiempos y en ninguno a la vez, por lo que nunca usa los tiempos verbales correctos.

-Lo que quería – prosiguió Cromi – era advertirte de un evento futuro. Nos ayudaras mucho en el pasado, por lo que queremos compensarte. Te enviamos a otro tiempo, tu futuro, donde viste que cosas cambiaran. Es mejor que alguien este sobre aviso y advierta a todo el mundo, y tus acciones serán notables. Queremos que vayas al futuro, a través de los ojos de otras personas y veas lo que va a pasar. – De pronto la cara de Cromi muestra un gran esfuerzo -. Tienes que ser consciente de lo que el futuro depara a Azeroth, avisar a todo el mundo de que va a ocurrir cuando Neltha… perdón, Alamuerte regrese a este mundo.

Un escalofrio recorrió el cuerpo del noble druida. Alamuerte, el otrora líder del Vuelo Negro dedicado a la protección de Azeroth, corrompido por la Legión Ardiente, ahora ansioso por destruir todo rastro de vida… ¿vuelve? No… no puede ser. Tras unos instantes, Topi se recompone y en su rostro, indescriptible, se muestran unas lagrimas de autentica furia.

-De acuerdo – exclama-, tienes toda la razón Cromi. Si lo que dices es cierto, y no me cabe la menor duda de que lo es, alguien tiene que ir a advertir al mundo de que ocurre. Cuando quieras me embarcare en este viaje.

-Muchas gracias, sabia que no nos defraudarías. Simplemente – Cromi empieza a crecer mientras dice estas palabras. En su lugar, una enorme dragona bronce aparece – cierra los ojos y deja que nuestro poder te embarque en esta nueva aventura.

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *