¿Está Val’Anyr a la altura?

valanyrNo hace muchos días, salió en los Sites americanos de costumbre (MMO,Wowraid,etc) la noticia de que las características de Val’anyr habían sido desveladas. Al poco rato la comunidad española se hacía eco (¡nosotros también!) de manera que seguro que la mayoría habéis visto las características de la maza legendaria. No obstante, si aun no lo has visto, y eres tan perezoso que pasas de abrir el enlace anterior, aquí dejo las estadísticas de Val’anyr

+52 Aguante
+54 Intelecto
Equipar: Mejora tu índice de golpe crítico en 47
Eguipar: Mejora tu índice de celeridad en 46
Equipar: Mejora tu poder de hechizos en 587
Equipar: Tus hechizos de sanación tienen una probabilidad de causar Bendición de los Antiguos reyes durante 15 segundos permitiendo que tus curas generen un escudo sobre el objetivo absorviendo un daño igual al 15% de la cantidad sanada.

Después de ver eso, lo primero que pienso es: “para ser una maza de healer le falta algo de regeneración de maná (mp5)” luego vuelvo a echarle un ojo a las estadísticas y digo “mejora la celeridad y el crítico, un poco más y se les escapa un requisito sólo para paladines“.
Al día o así, estuve revisando los objetos que caían en los distintos jefes y me fijé en esta maza, Estrella Guía de Tajoescama que tampoco tiene una diferencia tan abismal, entre 6 y 8 puntos para las estadísticas y unos 40 puntos de diferencia en poder de hechizos. Claro, que no estamos contando el efecto pero sinceramente esperaba algo más. Luego me puse a intentar recabar algo de información sobre el Lore de esta maza y me fue imposible y los antiguos objetos legendarios tenían una importante presencia en el lore.

Recientemente Ghostcrawler comentaba que el efecto es mejor de lo que nos pensamos y que esta maza es buena incluso para los druidas. Sin embargo, a día de hoy, me deja un extraño sabor de boca. Voy a intentar hacer un repaso por los antiguos objetos legendarios.

The Burning Crusade

Ya que tenemos más reciente la primera expansión de World of Warcraft, en esta expansión pudimos ver 2 objetos legendarios: Thori’dal, la furia de las estrellas y Las hojas gemelas de Azzinoth. Las hojas gemelas son de esas armas que se te cae la baba nada más verlas y son muy golosas porque nada más de ver a Illidan con las gujas, ¿quién no las quiere? sin duda estas espadas tienen un magnífico trasfondo. Al contrario que Thor’idal que podremos encontrarlo en Kil’Jaeden que aunque no tiene trasfondo tiene un efecto, el de no necesitar flechas, que es bastante jugoso. No es raro ver aun grupos de jugadores que quieren ir a Meseta de la Fuente del Sol a por arco (o a divertirse).

World of Warcraft Clásico

En el WoW clásico teníamos unos objetos realmente chulos. Empezamos por Atiesh, gran báculo del guardián que tenía 4 versiones distintas para healers y lanzadores de hechizos. Impresionante el lore (pertenecía a Medivh) y la dificultad de conseguirla era enorme. En primer lugar había que conseguir 40 fragmentos acabando con los jefes de Naxxramas. Luego había que entregarle el armazón resultante de juntar los 40 fragmentos a Anacronos pero había que hacer misiones en Ahn’Quiraj para tener reputación y hablar con él. El dragón nos mandaba a acabar con Kel’thuzad y C’thun para conseguir las 2 últimas partes del bastón que luego tenía que ser exorcizado del espíritu de Sargeras en Stratholme.

También en los antiguos tiempos teníamos La Crematoria Corrupta/ Ashbringer. La historia detrás de esta espada legendaria es buenísima sobre todo para convertirse en Ashbringer. Además, de la Crematoria, en Núcleo de Magma podíamos conseguir 2 objetos legendarios. Sulfuras, Mano de Ragnaros y Trueno furioso, espada bendita del hijo del viento. Sin duda alguna, Sulfuras era algo temible en manos de un jugador experto en los Campos de Batalla y tenia su merito el conseguirlo.

Ahora comparamos estos objetos legendarios con Val’anyr. Cada uno de los objetos que arriba mencionamos son realmente buenos en sus tiempos de gloria y uno se sentía realmente orgulloso al llevarlos o cuando veía a alguien con uno de estos. Con las estadísticas de Val’anyr me he quedado un poco decepcionado y dependiendo de cómo sea el efecto (en las restricciones o el tiempo interno de reutilización) determinaremos si realmente merece la categoría de épico o no.

Y tú, ¿crees que Val’anyr está a la altura de la categoría épico?

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *